11
Abr

Estimula tu creatividad en 10 días!

Estimula tu creatividad

Me he encontrado infinidad de veces con la falsa creencia de que la creatividad es una cualidad que se tiene, un don con el que se nace.

No puedo contar la cantidad de veces que me han dicho: Tú porque eres creativa, yo para eso no sirvo. Pues sabes qué! te equivocas, sirves y mucho.
La creatividad como cualquier otra habilidad se desarrolla y se potencia con ejercicios.

Es cierto que se cree que ciertos individuos tienen una capacidad innata para ella y por lo cual cierta facilidad, pero esto no es el determinate. Cuánto ejercites tu mente lo será.
Hay personas que ejercitan la creatividad en su día a día de forma natural, con su forma de ser y sus actividades diarias. ¿Has notado cómo generalmente las personas más creativas que conoces suelen tener ciertas características en común? Como ser más arriesgados, aventureros, amantes del arte, la música… Todas estas características personales ayudan a estimular la creatividad, pero ten claro que todos pueden ser creativos, solo debes trabajar para serlo.

La creatividad consiste justamente en desafiar o producir cambios en las estructuras lógicas de estas redes neuronales o modelos mentales, mediante la imaginación. Sólo una vez rotas esas estructuras, la información nueva podrá dar lugar a un nuevo modelo nunca antes pensado.

Ahora, tal vez me digas, yo no soy artista, ni diseñador, ni escritor, para qué quiero ser creativo? La habilidad de generar ideas es fundamental en la vida de cualquier profesional que quiera ser exitoso. No sólo te beneficiará en tu carrera sino en tu vida personal.

En vez de hacer una lista de cosas que ayudan a estimular la parte derecha de tu cerebro hoy os traigo un plan de acción de diez días!

No leas todo el post hoy, haz sólo el día que te toca y vuelve mañana a por el día siguiente, la constancia es importante para el éxito. Cada día tendrás que dedicarle unos pocos minutos o muchos dependiendo de lo que tú quieras. Es fácil de realizar y diez días pasan volando, no crees? Además te aseguro que te divertirás. Te animas?

Día 1: Elimina el NO

¿Recuerdas todas la veces que pensaste que no eras creativo, que no podías hacerlo? Pues a partir de ahora, estos pensamiento son parte del pasado. Tú sí eres creativo y cada día puedes serlo más y más. Qué te cuesta mucho? Pues la buena noticia es que entonces sólo puedes mejorar 😉
Supera el miedo al fracaso y al ridículo.  Siempre es difícil hacer algo que no sabemos cómo o con lo cual no nos sentimos cómodos, pero una vez superamos esa barrera, a que nos damos cuenta que no era tan duro y que si que era posible?

Hoy quiero que te dediques a construir y convencerte a ti mismo de que eres capaz de lo que te propongas. Date una oportunidad y cree en ti mismo, Tú puedes hacerlo! En estos días vas a huir de lo obvio, lo seguro y lo previsible para producir algo novedoso.

Día 2: Reflexiona cómo se han creado los objetos

Elige 1 objeto. El que tú quieras. Quiero que pienses cómo es el proceso para crear el objeto y cómo el creador habrá llegado a esta invención. Dedícale unos minutos a cada cuestión. No te detengas en pensar en un objeto creativo de elegir, no te fuerces ni te frustes, el objeto más común del mundo nos servirá para el ejercicio.

Es decir, imaginemos que has elegido un bolígrafo.  Piensa entonces qué proceso se hará para crear el bolígrafo, qué maquinas se usarán, vé más allá, piensa en cuántas personas estarán involucradas, los diseñadores, los de finanzas, marketing, los trabajadores de la fábrica, el camión de la logística, imagina a cada una de esas personas, qué llevan puesto, cómo es su día…

Ahora pararemos en el proceso de cómo se ha llegado a esa creación, ¿Cómo crees que el inventor llego a la conclusión de crear ese objeto? Piensa en qué estado de ánimo tendría, donde estaría en ese momento, en la playa leyendo un libro? ¿Se habrá inspirado en algún elemento de la naturaleza? ¿Cuál podría ser?Deja que tu mente divague. ¿Quieres indagar más profundo? Piensa en el antecesor de ese objeto y el por qué se creó. Utiliza este tiempo para pensar sin límites, ve a donde tu mente te lleve.

Día 3: Búscale otro uso

Coge el objeto que elegiste en el día 2 y búscale otro uso. No tiene por que ser un uso práctico o realista. Este es momento para soltarse. Piensa hasta las ideas más inverosímiles y! recuerda el día 1: No juzgues ni coartes ninguna de las ideas que se te ocurren, estás jugando, es un ejercicio sin consecuencias, puedes permitirte pensar lo que quieras.

Piensa como un niño. ¿Para qué utilizarías ese objeto si fueras un niño de 5 años? y uno de 10? Y qué tal una persona del sexo opuesto? Y si fueras un alien o un conejo? ¿Cómo utilizarías ese objeto entonces? La imaginación es una capacidad que puede entrenarse, entrénala!

Día 4: Juega

¿Recuerdas cuándo fue la última vez que jugaste a tu juego favorito de la infancia? Pues ha llegado el día de volver a hacerlo.

Puede ser un videojuego, un juego de cartas, piensa! ¿Qué te gustaba tanto hacer? Si tu juego favorito es como el mío: saltar al elástico, será tarea complicada encontrar dos adultos más que te hagan de cómplices o utiliza dos sillas firmes, si tienes hijos ya tienes el problema resuelto. Pídele a un amigo, a tu pareja que sea parte de tu experimento o hazlo sólo y piensa una manera creativa de poder hacerlo sin la necesidad de más personas! 😉

Día 5: Haz una lista de cosas imposibles

Si eres como yo que cuando te dicen: ¿Has visto que descubrieron una civilización de insectos con la inteligencia de los humanos? contestas: Dónde?! Pensar en un listado de cosas imposibles puede ser tarea complicada de realizar. Piensa en tu punto débil. Si eres muy imaginativo, haz tu listado de cosas imposibles pensando en la realidad y si lo que necesitas es desarrollar tu imaginación intenta pensar en cosas “irreales” o de ciencia ficción.

La lista puede tener la extensión que tú desees. Quieres escribir 5, 10, 15 cosas imposibles? El límite te lo pones tú. Pero dedícale al menos 15 minutos al ejercicio.

Día 6: ¿Cómo podrías hacerlo posible?

Elige alguno de los imposibles de tu lista. ¿Cómo podrías volverlo posible? Piensa en todo el proceso de creación. ¿Recuerdas el día 2 donde pensaste en todo el proceso del objeto inventado? En sus empleados, los detalles. Pues haz el mismo camino para el imposible que acabas de convertir en posible.

Vé más allá. ¿Qué pasaría si existiera? ¿En qué cambiaría el mundo? Deja volar esa imaginación que ya está cogiendo práctica! Recuerda que el pensamiento creativo es 100% entrenable.

Día 7: Prueba una nueva comida

Si hay algo que nunca hayas probado, este es el momento ideal para hacerlo! ¿Siempre te han dado cosilla los caracoles? Pues no sabes lo que te pierdes! Hoy en tu comida o tu cena deléitate con un nuevo manjar. Si ya tienes tus comidas planeadas, rompe los planes! Cámbialos, no es el fin del mundo. Tienes que probar algo nuevo hoy.

Eres una de esas pocas personas afortunadas como para haber probado todo alimento y plato que exista? Inventa uno nuevo o vuelve a probar uno que pienses que no te gusta. ¿Cuánto tiempo ha pasado desde la última vez que comiste eso que no te gustaba? Los gustos cambian, vuelve a probarlo y hasta puede que te sorprendas.

El pensamiento creativo se perjudica por la costumbre de caminar siempre por el camino conocido, recurrir siempre a lo que ya conoces. Si quieres producir una respuesta novedosa a un problema o cuestión debes entrenar a tu cerebro para que aprenda a hacerlo.

Día 8: Observa

Hoy quiero que cada vez que entres en una espacio nuevo lo observes y cierres los ojos. Una vez tengas los ojos cerrados hazte preguntas concretas, ¿cuántos objetos azules hay en la habitación?, ¿cuantas sillas hay?, etc. Ahora deja volar la imaginación y fantasea con distintos escenarios pero utiliza la observación para gestionar la respuesta, observa la habitación una vez más, cierra los ojos y genera preguntas menos convencionales, si un ninja entrara por la ventana ¿qué objeto utilizarías para defenderte?…

Este mismo ejercicio hazlo en cada habitación que entres hoy. Si son muchas elige unas cuantas, pero intenta ser consiente del ejercicio en el transcurso de todo tu día.

Día 9: Despéinate

¿Qué tipo de música escuchas normalmente? Pues esa no será la que elegiremos hoy jeje. Elige un estilo de música con el que no estés familiarizado. ¿Música country? Tú eliges. Te recomiendo que hagas este ejercicio en la tranquilidad de tu casa, que estés solo, relajado y no te sientas inhibido.

Ahora pon la música y ponte a bailar. Si si, lo que has leído, ponte a bailar! Supera el miedo al ridículo. Además estas sol@, nadie te ve, nadie te juzga y tú no puedes juzgarte, recuerdas el día 1? Deberás guiar al cerebro por caminos desconocidos para lograr resultados desconocidos.

Día 10: Crea tu propio día

Hemos estado durante de 9 días utilizando distintas herramientas para estimular la Creatividad y la Innovación, así que el último día pondremos en práctica esos ejercicios. Este día lo crearás tú.

¿Qué piensas que podría ayudar a esta lista a ser más eficiente? Relee los 9 puntos anteriores y tómate tu tiempo. Lleva el problema a tu lado de la cancha, piensa en ti, ¿Qué ejercicio te ayudaría a ti a ejercitar tu creatividad?.

Si te animas, compártelo en los comentarios, estoy ansiosa por saber qué se te ha ocurrido!

“La creatividad es inteligencia divirtiéndose”. -Albert Einstein.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail